Anticonceptivo de emergencia

Cómo funciona la "píldora del día después"
Parto y Postparto / Salud La píldora anticonceptiva de urgencia o píldora del "día después" se utiliza cuando se han mantenido relaciones sexuales sin protección para evitar el embarazo. Debe tomarse en las primeras 12 a 24 horas tras las mismas y puede emplearse una o dos veces en el ciclo, pero no de manera regular. Por Olga Fernández.

La píldora anticonceptiva de urgencia o píldora del "día después", como se la conoce popularmente, sigue despertando incógnitas. Desde la comunidad médica explican que es totalmente segura, que no es abortiva y que debe utilizarse sólo como anticonceptivo de emergencia y no de forma continuada. "No es un método anticonceptivo regular, sino de urgencia; es la segunda oportunidad si te ha fallado el método anticonceptivo", aclara la Dra. Paloma Lobo, ginecóloga en el Hospital Infanta Sofía de San Sebastián de los Reyes (Madrid). No está indicada como método anticonceptivo regular, ya que resulta menos eficaz que los métodos regulares.
El estudio "Percepción de la mujer sobre la píldora anticonceptiva de urgencia", realizado entre 11.000 mujeres de distintos países (España, Francia, Alemania, Italia), de las que 1.857 son españolas, desvela datos interesantes: su uso no está relacionado con situaciones excepcionales (estado ebrio, nueva pareja, etc), la mayoría de las mujeres que la utilizaron fue por un fallo "accidental" del preservativo, la edad media de la mujer que la usa es de 23 años, menos de un 30% de las encuestadas piensa que es abortiva, y la mayoría demanda más información sobre la eficacia, seguridad y mecanismo de acción.

 

CÓMO FUNCIONA LA PÍLDORA DEL "DÍA DESPUÉS"
No es una píldora abortiva (en contra de lo que piensan algunos sectores), ya que como explica la Dra. Paloma Lobo, "su mecanismo de acción se basa sólo en retrasar la ovulación, no influye sobre la implantación del embrión, es decir, si se toma tarde y ya se ha producido la ovulación, no evita el embarazo; por eso no se considera 100% eficaz". Cuanto antes se tome tras mantener relaciones sin protección, más eficaz resultará. La recomendación es hacerlo en las primeras 12 a 24 horas tras la relación.
Existen dos opciones de anticonceptivo de emergencia: levonorgestrel (progesterona) y acetato de ulipristal (modulador de los receptores de la progesterona). El primero puede conseguirse en la farmacia sin receta médica a un precio aproximado de entre 20 y 30 €. En cambio, el acetato de ulipristal requiere la receta del facultativo porque es un fármaco relativamente nuevo y se encuentra en estudio. Otra diferencia entre ambos es que el levonorgestrel resulta eficaz durante los tres primeros días tras las relaciones sexuales sin protección y el acetato de ulipristal lo es durante cinco.
"Pueden utilizarse durante el postparto, pero en el caso del acetato de ulipristal, si se está dando el pecho, es necesario no darle de mamar al niño durante una semana tras la toma de la píldora", advierte la ginecóloga. Para que esto no afecte a la producción de la leche y sigas manteniendo la lactancia, es necesario que extraigas la leche manualmente en cada toma, pero no se la ofrezcas al bebé, éste deberá tomar leche de fórmula durante esa semana.
En cuanto a los efectos secundarios, son raros los graves; puede aparecer dolor de cabeza o estómago y en ocasiones vómitos. Utilizarla una o dos veces en el ciclo no entraña riesgos.

TEMAS RELACIONADOS
 – Anticonceptivos en el postparto

(23/05/2013)