Cocina antiobesidad para niños

La obesidad infantil se ha triplicado en los últimos 15 años. Por eso es muy importante que los padres enseñen a comer bien a sus hijos, limitando la comida rápida y la bollería, que suele contener gran cantidad de calorías y grasas saturadas. Además, conviene que adquieran ciertos hábitos de alimentación a diario: tomar fruta y verdura en todas las comidas, es preferible que acompañen la carne y el pescado con ensalada en lugar de patatas fritas (absorben mucho aceite al freirlas); aliñar siempre con aceite de oliva; y sustituir las salsa más calóricas, como la bechamel o la mayonesa, por salsa de tomate casera o sofrito de verduras. A la hora de cocinar, intenta hacerlo con la menor grasa posible: el pescado, la carne e incluso los huevos puedes prepararlos a la plancha, sólo debes untar la misma con un poco de aceite de oliva, puedes utilizar un pulverizador o una brocha.